Digamos no al “Te pago en 120 días”

Cuando se entrega el producto o servicio, se factura y lo que viene después es el viacrucis de todo pequeño empresario: la espera.

 Todos hemos escuchado: “El pago será a 60 días naturales de la entrega de _________” (usted puede llenar el espacio vacío con lo que venda, ya sea un producto o un servicio).

Estamos acostumbrados a que nos paguen hasta en 120 días. Las micro, pequeñas y medianas empresas (Mipymes) o startups financian a los grandes y poderosos clientes porque así ha si…

This post is for paid subscribers

A guest post by
Columnista.