Mi carrera contra el reloj

Empatiza que detrás de una mujer que no tiene hijos, existen miles de razones y, en la mayoría,  duele expresarlo y justificarlo.

"¿Y tú, para cuándo?" Incontables veces escuché esa pregunta. Evidentemente, nadie se cuestionaba el dolor y la angustia de escuchar esas palabras. Probablemente, ni les importaba.

En tanto, buscaba mi mejor sonrisa del catálogo y fingía que nada sucedía.

Desde adolescente tuve la certeza de que nací para ser mamá; deseaba a los 24 años a mi primer bebé y…

This post is for paid subscribers

A guest post by